miércoles 19 de junio de 2024 - Edición Nº2023

Nación | 5 feb 2024

Duro cuestionamiento interno a los diputados

Jóvenes radicales rechazan el voto a favor de la Ley Ómnibus

En el documento, titulado “Dejen de corrernos el arco”, los jóvenes que integran la juventud del Comité Strassera señalan que “son tiempos turbulentos y complejos. Pero ante la magnitud de la hora, siempre es importante arribar a posicionamientos y definiciones claras sobre el quehacer nacional”.


Un grupo de jóvenes radicales cuestionaron a los legisladores de la UCR que votaron a favor de la denominada Ley Ómnibus y criticaron el argumento de “oír lo que el pueblo votó para acompañar una ley de ajuste brutal y de entrega republicana en nombre de garantizar la gobernabilidad”. Para los militantes del radicalismo, los diputados que le dieron su apoyo a Javier Milei “han hecho oídos sordos a gran parte de la militancia y dirigentes de este partido centenario”.

En el documento, titulado “Dejen de corrernos el arco”, los jóvenes que integran la juventud del Comité Strassera señalan que “son tiempos turbulentos y complejos. Pero ante la magnitud de la hora, siempre es importante arribar a posicionamientos y definiciones claras sobre el quehacer nacional”. En ese marco sienten “la necesidad de una comunión entre igualdad y libertad. La igualdad no solo provee las oportunidades, sino que protege de la exclusión. La libertad permite el despliegue de la autonomía personal y social”.

“Aun así, nuestros legisladores han apoyado darles herramientas a quienes no comulgan con nuestra idea. No se pueden dar las herramientas a un gobierno que supedita la libertad (con violencia y a cualquier precio) y desconoce de su vocabulario a la igualdad”, indican los militantes y agregan que “somos de los que pensamos en que los problemas se solucionan con todos adentro y no excluyendo a los que más sufren”.

Los jóvenes del Comité Strassera, entre los que se cuentan Agustina Monner Sans, Agustin Toujas, Alejo Rios, Victoria Aramburu y Josefina Bertini, mencionan que “la gente que nos votó nos ha elegido como rol de oposición y no como rol de gobierno y entendemos que la deserción de nuestra doctrina destiñe nuestro contenido dogmático, desdibujando la personalidad del radicalismo”.

“Cuando se alude al radicalismo, siempre se referencia con figuras como la de Alfonsín, Illia, Yrigoyen, Balbin o hasta el mismísimo Alem. Ninguno de estos últimos tiene algo que ver en su obra política con la concepción dogmática del actual gobierno nacional. Y por eso, somos oposición”, señala el texto. “Ser un partido nacional es también orientarse a la resolución de la política nacional, erigirse como alternativa de gobierno y no como cómplices de un programa que poco tiene que ver con el nuestro."

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias