jueves 01 de diciembre de 2022 - Edición Nº1457

Campo | 16 may 2022

Federación de la Industria Molinera

Los molineros le dieron la espalda al fideicomiso

“No es un instrumento que combata esta problemática”, dijeron desde la Federación de la industria molinera.


Por: Martín Millán

La industria del trigo se opuso a la iniciativa del Gobierno Nacional, que intentó frenar el costo de los alimentos básicos derivados del cereal (pan, fideos, entre otros) a través de un sistema de subsidios. La inflación golpea cada vez más. 

La Federación Argentina de la Industria Molinera dijo “no” a la propuesta de ser parte del fideicomiso del trigo que el gobierno nacional quiere instrumentar para dar batalla a la inflación y a la suba del precio de la harina en particular. La medida que tenía que implementarse desde la Secretaría de Comercio a cargo de Roberto Feletti, no llegó a buen puerto y fracasó.

El fideicomiso, que es parte de “la guerra contra la inflación” que estableció el Presidente Fernández, buscaba establecer un paliativo al aumento desmedido del precio del trigo y evitar que se trasladen a sus derivados (alimentos básicos como el pan y los fideos) mediante un esquema de subsidios cruzados, por el que parte de la renta que reciben los exportadores gracias al aumento de precios a nivel mundial se orientaría a subsidiar el precio de quienes venden en el mercado interno, destinando el dinero del fideicomiso al bolsillo de los productores para resarcir la diferencia.

Mientras tanto, los precios continúan en alza y continúan creciendo de la mano de la vestimenta y los alimentos. Los guarismos indican que la inflación de abril fue del 6% y en los últimos 12 meses acumula 58%, la más alta de los últimos 30 años. 

La Federación Argentina de la Industria Molinera (FAIM), a través del comunicado que emitieron agregó: "Las empresas observan con temor el funcionamiento del mismo dado las experiencias negativas con modelos que proponían soluciones similares, la mayoría de las empresas nucleadas en esta federación ratifican su negativa a este Fideicomiso e instalan la necesidad de abordar modelos alternativos de solución y dejan sujeta la decisión de participar o no a cada empresario molinero".

La negativa de la FAIM, también se suma a la decisión que tomó por su párte la Asociación de Pequeñas y Medianas Industrias Molineras de la República Argentina, “Los mecanismos de reintegros y los requisitos exigidos para participar del fideicomiso que se pretende son de imposible cumplimiento para las pymes. El régimen nuevamente propone vender la harina a precio subsidiado (por debajo del costo de fabricación), para luego recibir una compensación por parte del Estado sin considerar que el trigo es la variable con mayor riesgo de predictibilidad en el mundo de hoy", dijeron las pymes molineras.

Por otra parte, Feletti también se reunión con el sector lácteo a los que se les planteó lo mismo que  a los otros sectores comerciales: “se permitirá un aumento superior a la pauta promedio de 2,8% fijada para el mes que viene, pero se pedirá a cambio que se garantice el abastecimiento de la canasta pautada y un sendero previsible de precios de los productos fuera del programa”. 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias